martes, enero 09, 2007

Chinos: 625 millones de dólares en coimas

¿Y ahora? No quisiera ser uno de los funcionarios chinos responsabilizados de haber administrado de manera ilegal o irregular por U$S 625 millones. El diario chino en español da la noticia.

Según el People Daily, las agencias de auditoría del país inspeccionaron a 34.000 funcionarios y transfirieron a 116 de ellos a departamentos disciplinarios o judiciales para ser castigados.

Siempre se duda de todo lo que publica China, pero creo que sí la información es real y se realizó un investigación "limpia" por llamarla de algún modo, es por demás de interesante.

Me gustaría que la oficina anticorrupción argentina fuera tal cosa.

Etiquetas:

4 Comentarios:

At 8:10 p. m., Blogger Pampa said...

Abuelito querido! cuánta ingenuidad de su parte...

No hay que creele a los chinos, tampoco pedir peras a los olmos, ;o)))

 
At 9:54 p. m., Blogger Abuelo Económico said...

quizás, quizás, quizás...!

 
At 10:34 p. m., Blogger Pampa said...

Y así pasan los días
Y yo, desesperando
Y tú, tú contestando
Quizás, quizás, quizás

Estás perdiendo el tiempo
Pensando, pensando
Por lo que más tú quieras
¿Hasta cuándo? ¿Hasta cuándo?

Y así pasan los días
Y yo, desesperando
Y tú, tú contestando
Quizás, quizás, quizás



jajajaja, se me escapó un bolero, cosas de vieja, jajajajaja.

 
At 1:31 a. m., Blogger Enrique said...

Abuelo,

Ojo con estos temas. Las campañas anticorrupción orquestadas y digitadas por el gobierno chino tienen el objetivo de controlar las protestas sociales que surgen de la creciente desigualdad.

Es cierto que China ha avanzado enormemente en todos los indicadores sociales pero la desigualdad, naturalmente, se ha disparado. Esto genera disturbios en diferentes provincias, en gran medida porque la desentralización del país permite que los caudillos locales se manejen como señores feudales.

De ahí la mano dura sobre los corruptos, como forma de evitar un estallido pseudo democrático.

 

Publicar un comentario

<< Home

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 2.5 License.