lunes, julio 14, 2008

Canjeo blog por una vueltita

Nota del ámbito de hoy.

Si hay alguien fanático de las Ferrari en la Argentina es Gregorio Pérez Companc. Conocido coleccionista de la marca del cavallino, tiene varias unidades en su casa de Escobar, donde puede disfrutarlas en su pista privada de carreras.

El año pasado sumó tres modelos más (versiones clásicas) en una subasta en donde pagó unos u$s 20 millones y hace pocos meses adquirió otro ejemplar. Pero su pasión por este tipo de vehículos no se detiene. Se supo ahora que Pérez Companc se sumó también a una elite de fanáticos a nivel mundial que son dueños de las versiones de Ferrari que la marca utiliza en la Fórmula 1.

Si bien la empresa vendió en otras oportunidades vehículos de su escudería de competición, es la primera vez que lo hace con unidades de la temporada anterior. En este caso se trata del monoplaza que utilizó Michael Schumacher durante 2004 (foto).

Aunque la información trascendió ahora, Pérez Companc la adquirió en 2005 y debió aceptar una condición: no sacarla de las instalaciones que la empresa tiene en Maranello hasta 2012.

Esto es por cuestiones de seguridad ya que en Ferrari son cuidadosos en materia de espionaje y, obviamente, buscan evitar revelar sus avances tecnológicos. El vehículo está en Italia y «Goyo» puede utilizarlo en un circuito especial a cambio de un pago anual por servicio y mantenimiento


Grosso.

Etiquetas:

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 2.5 License.